Zona Franca de Bogotá, modelo de desarrollo sostenible

En los últimos años, la Zona Franca de Bogotá se ha logrado consolidar no solo como uno de los mayores promotores y desarrolladores de soluciones integrales de comercio exterior, sino que también y a través del Grupo ZFB, se ha destacado por el desarrollo de prácticas de desarrollo sostenible teniendo como ejes principales la educación, la generación de empleo, la inclusión laboral, mejoras en la seguridad y movilidad y el cuidado con el medio ambiente.

Durante el último tiempo, su gestión de sostenibilidad ha estado enmarcada principalmente en el fortalecimiento de su estrategia en diferentes líneas de acción y su articulación con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), iniciativa mundial que busca que todas las organizaciones aporten desde su trabajo diario a un mejor desarrollo de los negocios, la gestión de sus impactos y mejores relaciones con los grupos de interés, aportando así mejores condiciones para las generaciones futuras.

La Zona Franca de Bogotá, es también representante de las pymes en la Red Local del Pacto Global en Colombia, la cual busca generar sinergia con sus empresas aliadas a través del Programa Francamente Responsable desarrollando acciones conjuntas en temas de Responsabilidad Social Corporativa. Es de resaltar además también que en el último año, siete empresas aliadas a la Zona Franca de Bogotá recibieron acompañamiento para construir su estrategia de responsabilidad social, incluyendo prácticas que generen valor en las líneas de trabajo corporativas, además de desarrollar acciones conjuntas que redunden en una gestión más responsable y en un proceso de cooperación y fortalecimiento del Grupo ZFB al cual pertenece la Zona Franca de Bogotá, a través de iniciativas amigables con el entorno y en pro de la sociedad.

Bajo este lineamiento, se creó  el área de Gestión Ambiental para la Mitigación de Impacto Ambiental en el que han participado aproximadamente 116 empresas las cuales realizan diferentes iniciativas como la correcta separación de residuos, la gestión de soluciones en materia de seguridad vial, infraestructura y movilidad sostenible a través de programas como “carro compartido” que tiene como objetivo trabajar conjuntamente con los usuarios de la Zona Franca de Bogotá para mejorar las condiciones de movilidad, además del uso seguro de bicicletas y la implementación del teletrabajo, todo esto enfocado en el mejoramiento continuo sostenible desde un enfoque ambiental.

Por otro lado y recientemente, se llevó a cabo la iniciativa “un planeta #sinContaminación por plásticos” liderada por el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA), en la cual se adhirió la Fundación ZFB (Zona Franca Bogotá), organización sin ánimo de lucro creada en 2012 y que tiene como propósito desarrollar proyectos de sostenibilidad en beneficio de la Zona Franca de Bogotá, el Grupo ZFB y la comunidad en general: “hemos avanzado en la comprensión y adaptación de nuestra gestión hacia prácticas sostenibles que mejoren nuestra labor, mitiguen nuestro impacto negativo y nos permitan consolidar relaciones duraderas con nuestros grupos de interés”, afirmó Juan Pablo Rivera, presidente del Grupo ZFB.

Desde los inicios de su operación, la Fundación ZFB ha estado comprometida en asuntos de impacto ambiental realizando múltiples acciones a pequeña escala que sumadas a largo plazo, adquieren un papel importante para mitigar la amenaza de los desechos plásticos en pro de la sostenibilidad de los recursos medioambientales.

Por su parte, al interior de la Zona Franca de Bogotá, se han desarrollado varios ejes fundamentales para mitigar el impacto que genera la operación de los usuarios operadores al medio ambiente: gestión de residuos sólidos, recolección, transporte y disposición final de residuos no aprovechables, gestión del recurso hídrico y tratamiento de aguas residuales, visitas de inspección ambiental, orientación legal y capacitación a los usuarios del parque empresarial en temas ambientales, los más sobresalientes.

En este sentido, solo en el 2017, se logró el aprovechamiento del 72.4% de los residuos generados dentro de la Zona Franca de Bogotá (1.785 toneladas) frente al 27.6% de basura (681.4 toneladas), más las 30 hectáreas de áreas verdes, la gestión del recurso hídrico y tratamiento de aguas residuales, hicieron parte de las acciones llevadas a cabo en materia de responsabilidad medioambiental.

Desde la Zona Franca de Bogotá y el Grupo ZFB, se invita a la industria, el gobierno y la comunidad a unirse en la gran cruzada de reducir el uso excesivo de plásticos desechables que contaminan los océanos, dañan la vida marina y amenazan la salud humana. De esta manera y a través de diferentes estrategias de Responsabilidad Social Empresarial, se espera aportar de forma sostenible al desarrollo empresarial del país y de la región.

Por último, es importante resaltar que la Fundación ZFB desarrolla iniciativas que generan compromiso por parte del sector empresarial de acuerdo a los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) a partir de actividades que sirvan como inspiración dentro del gremio empresarial que impacten y aporten en las condiciones de vida de las generaciones futuras en Colombia y en todo el mundo.

Política Ambiental de Responsabilidad Social Empresarial Zona Franca de Bogotá

Principalmente, la política ambiental de Responsabilidad Social Empresarial de la Zona Franca de Bogotá tiene como objetivo primordial constituirse como la mejor herramienta para la competitividad del comercio exterior colombiano bajo el concepto de desarrollo sostenible y compromiso con la preservación del medio ambiente a través de la mejora continua. Las acciones de la Zona Franca de Bogotá se fundamentan principalmente en los siguientes principios ambientales:

-Cumplimiento de la legislación ambiental aplicable de los compromisos voluntarios y de los requisitos suscritos por la Zona Franca de Bogotá.

-Promoción de medidas ambientales preventivas, de reducción en la fuente, producción más limpia y uso racional de los recursos naturales.

-Prevención y minimización de la contaminación ambiental utilizando los recursos económicos y tecnológicos más eficientes y amigables con el medio ambiente.

-Promoción de educación y formación ambiental teniendo el firme convencimiento de constituir una gran herramienta para construir conciencia ambiental y lograr el cambio en los hábitos de consumo y comportamiento medioambiental.

-Fortalecimiento de la participación y comunicación transparente de la gestión ambiental a las diferentes partes interesadas.

-Realización de procesos de seguimiento, evaluación y mejoramiento continuo del desempeño ambiental.

Vea también: Semana de la Sostenibilidad Zona Franca Bogotá: una apuesta al desarrollo sostenible

Leave a Comment: